martes, 22 de febrero de 2011

Un empate que nos acerca más a la mediocridad que a los Play Offs


Dos puntos en dos partidos como local es una magra cosecha para un equipo con expectativas de ascenso. No hay atenuantes. Ni el buen momento del Norwich, rival directo en la lucha por puestos de Play Off, ni la rivalidad regional con el Barnsley, que hace que los Tykes tomen este partido como el más importante del año, cuando para el Leeds no es más que un choque contra un equipo modesto, que queda más cerca de Elland Road que muchos otros. Tampoco la temprana expulsión de Johnson que obligó a los Whites a jugar casi 40 minutos con un jugador menos, sirve como excusa.

El déficit claramente esta en la defensa, que permitió que le encajaran cinco goles en dos partidos en casa. No creo que el problema este en la calidad de los jugadores de la última línea, sino más bien en la falta de concentración. En el primer gol de los Tykes, un tiro libre de Trippier enviado al área, casi frontal, pica cerca del punto penal, cruza por delante de todo el arco de Schmeichel, un jugador del Barnsley la toca y Shackell remata al gol. Iban 2 minutos de juego y la visita se ponía en ventaja. Todo cuesta arriba.

Gracias a Becchio que de cabeza anotó el tanto del empate (gol nº 15 para el argentino que está segundo en la tabla de goleadores) y a Gradel que convirtió en gol el penal que a él mismo le habían cometido, Leeds dio vuelta el marcador a los 37 minutos y de alli hasta el final de la primera etapa, sometió al Barnsley a una presión que cerca estuvo de derivar en un tercer gol para los locales, pero Bradley Johnson falló por centímetros en la definición.



El descanso cayó mejor en la visita que salió con renovados bríos y a tres minutos del reinicio conquistó el empate: Trippier habilitó a Hill, que absolutamente libre de marcas (McCartney simplemente no estaba allí y no hubo relevo por parte de Snodgrass, ni Howson, ni Johnson) ingresó al área y batió a Schmeichel con remate cruzado y bajo para el 2-2. Algunos minutos después Johnson recolectó su segunda tarjeta amarilla por una infracción sobre Mellis y fue expulsado del encuentro.

El panorama no era el mejor para Leeds, pero luego de un intercambio de jugadas de riesgo que no prosperaron (cabezazo afuera de Alex Bruce y remate de Jim O`Brien que se desvió en un compañero), Grayson renovó algunos nombres y a los 66 minutos envió al terreno a Somma en lugar de Becchio y a Watt en reemplazo de Snodgrass (el escocés tuvo una actuación por debajo de sus últimas presentaciones). Pero el gol de la ventaja llegó por parte de la figura de los Whites: Max Gradel. El marfileño peleó un balón en el vértice del área, se hizo con la posición del mismo y sacó un remate combado que se alojó junto al palo para anotar el 3-2 y desatar la algarabía de todo Elland Road.

Quedaban veinte minutos y Leeds debía aferrarse a la victoria con un hombre menos para mejorar sus chances de pelear el ascenso. Hubiera sido uno de esos triunfos que forjan el caracter de un equipo con pretensiones, pero los Whites no pudieron sostener la ventaja y a los 82 minutos un tiro libre de Keiran Trippier (la figura de los visitantes y participe en los tres goles de su equipo) se coló en el arco de un desorientado Schmeichel que no tuvo respuestas.


Tras el empate, Leeds acusó el golpe y de allí hasta el final del partido, el Barnsley dispuso de algunas chances que le hubieran permitido llevarse una victoria valiosísima para ellos, dado el significado que los Tykes le dan a medirse contra el Leeds. Por cierto, los Whites siguen sin ganar un sólo partido en toda la temporada que se haya disputado en día martes, y ahora deberán a viajar a Gales con la baja obligada de Bradley Johnson, para medirse con el nuevo escolta, Swansea.

De los equipos en Puestos de Play Off, ninguno perdió. QPR sigue como líder absoluto tras vencer 2-0 al Ipswich, Cardiff volvió al triunfo ante el Leicester por idéntico maracador y Swansea es el flamante escolta tras vencer por la mínima en su visita al Coventry. Norwich como local no pasó de un empate a uno ante el Doncaster y en un final de locos el Forest dejó pasar el triunfo ante el colista PNE para terminar 2-2 (el Forest se puso en ventaja 2-1 a los 93 y el Preston empató al minuto 96).

En los restantes partidos se destacó el duelo de equipos en zona de descenso entre el Scunthorpe y el Sheffield; tras ir perdiendo por dos goles en los pimeros siete minutos, los Irons remontaron hasta ganar 3-2. El Watford continúa en caída libre y como local perdió 3-1 ante el Bristol. Un Hull combativo se impusó por la mímima visitando al Derby y trepó a la 8º colocación. También por la mínima Portsmouth venció al Crystal Palace y Reading quedó en 9º posición tras vencer 2-1 al Millwall.




Leeds 3 v 3 Barnsley


La ficha del partido:

LEEDS UNITED 3 - 3 BARNSLEY

(Becchio 23, Gradel 37 pen, 70 - Shackell 2, Hill 48, Trippier 81)

Leeds: Schmeichel, Lichaj, O'Brien, Bruce, McCartney, Johnson, Kilkenny, Snodgrass (Watt 66), Howson, Gradel, Becchio (Somma 66).

Suplentes: Higgs, Paynter, Parker, Bromby, McCormack.

Barnsley: Steele, Shackell, McShane, Hassell (Butterfield 74), Trippier, Doyle (O'Brien 45), Hill, Mellis (Gray 90), Arismendi, Haynes, O'Connor.

Suplentes: Lovre, Bennett, Preece, Nouble.

Arbitro: M. Clattenburg

Amonestados: Gradel (Leeds), Hill, O'Brien (Barnsley)

Expulsado: Johnson -52- (Leeds)

Espectadores: 26.289, Elland Road (Leeds)


Tabla de Posiciones



4 comentarios:

sentir1907 dijo...

Pues si tio un empate en casa es casi una derrota , pero bueno al menos no se perdieron dos puntos , pero un equipo como el Leeds no puede fallar mas en casa ¡ suerte ¡

Machaco dijo...

Lastima de empate...
Nunca pensé que solo sacarían un punto los whites.
Además ganaron los de Gales y el QPR...
Otra sorpresa en Leeds... y en el Cityground.
Quien lo diría...
No se puede fallar más.
A por el Swansea !!! Rival directo.
Saludos

Antonio dijo...

Mala racha ojala que vuelvan los buenos resultados
Un abrazo

cityground dijo...

Pinchazos de Norwich, Leeds y Forest, y buena jornada para QPR y los galeses.

El Leeds por potencial ofensivo debería estar en puestos de ascenso pero tenéis una defensa que concede demasiados goles.

Suerte en Swansea, buen partido.