sábado, 17 de septiembre de 2011

Gran partido del Leeds que triunfó pese a quedar con 10 jugadores


Leeds recibió al Bristol City con los regresos al once inicial de Clayton y White en lugar de Brown y Taylor respectivamente, en tanto que la flamante incorporación, el mediocampista finlandés Mika Vayrynen, no estuvo presente. La novedad más saliente que trajo el Bristol City, fue el regreso a Elland Road del australiano Neil Kilkenny, que eligió no renovar contrato con Leeds y continuar su carrera con los Robins.

Todavía se estaban acomodando los equipos en la cancha, cuando al minuto 3 Clayton recibió dentro del área un pase de Snodgrass y a primer toque envió el balón al ángulo de James que nada pudo hacer para evitar el gol. 1-0 para los Whites, y muy rápido para hablar de merecimientos.

Sin embargo, la alegría no duraría mucho, al minuto 11, no fue otro que el propio Kilkenny el encargado de marcar el empate para el Bristol, con un espectacular remate de larga distancia que se elevó y cuando comenzó a bajar ingresó en el arco de Lonergan rozando la base inferior del travesaño, un verdadero golazo del australiano que lo festejó por todo lo alto, junto al cuerpo técnico y compañeros frente al banco de suplentes.

De ahí al intervalo, Leeds dispuso de más y mejores situaciones: Nuñez disparó por encima del travesaño; McCormack remató al arco, pero Skuse interpuso el pie enviándolo al corner, del tiro de esquina O´Dea conectó el balón pero James lo capturó con sus manos. Pero antes del final, O´Dea realizó un pase hacia atrás, y Adomah presionó para forzar una ocasión de gol, pero Lonergan reaccionó rápidamente para despejar el peligro.

Al comienzo de la segunda mitad, Leeds mantenía el dominio de las acciones siendo más incisivo que la visita: McCormack remató desviado y poco después, tras una jugada de equipo bien construida, el disparo de Snodgrass se perdió por encima del travesaño.


En el minuto 64 se produjo una jugada decisiva, cuando Kisnorbo derribó por detrás a Maynard en el momento que el goleador del Bristol se disponía a enfrentar a Lonergan. Aunque la infracción pareció ser fuera del área (y luego ambos jugadores caen dentro) el árbitro expulsó correctamente al defensor del Leeds y cobró el penal. El propio Maynard se hizo cargo de la pena máxima, pero su disparo al centro del arco fue rechazado por Lonergan que se inclinó levemente a su izquierda pero alcanzó a impedir el gol con sus piernas.

La expulsión provocó que Grayson sacrifique a Keogh para que ingrese Bromby y reordenar la defensa. Poco antes había ingresado Becchio por Núñez y al minuto 71 el director técnico agotó los cambios con el ingreso de Forssell en lugar de Snodgrass. Cuando parecía que el buen trabajo del Leeds podía terminar si cosecha de puntos, (tal como pasó ante Ipswich y el Boro cuando el equipo quedó en inferioridad numérica), a falta de cuatro minutos para el cierre, un saque de manos dirigido al corazón del área del Bristol, fue cabeceado por Becchio al segundo palo y antes de que el balón se pierda por la línea de fondo, McCormack lo conectó para conseguir el gol que selló el triunfo de los Whites.


La ficha del partido:

LEEDS UNITED 2-1 BRISTOL CITY

(Clayton 3, McCormack 86 - Kilkenny 11)

Leeds: Lonergan, Lees, Kisnorbo, O'Dea, White, Snodgrass (Forssell 71), Howson, Clayton, Nunez (Becchio 58), McCormack, Keogh (Bromby 69).

Supletes: Rachubka, Brown.

Bristol City: James, Nyatanga, Wilson, Spence (Stead 89), McGivern, Campbell-Ryce, Elliott, Kilkenny (Pitman 75), Skuse, Adomah, Maynard.

Suplentes: Carey, Gerken, Bolasie,

Arbitro: F Graham

Amonestados: Adomah, Spence (Bristol City)

Expulsado: Kisnorbo (Leeds)

Espectadores: 22.655, Elland Road (Leeds)


.

3 comentarios:

sentir1907 dijo...

Otra victoria mas ¡ habeis empezado bien eh ? , ganar con 10 jugadores es todo un merito que los whites tuvieron ese privilegio ¡ Suerte ¡

Gustavo-x9 dijo...

La verdad parece que se nos estan dando las cosas a pesar de que empezamos mal estamos levantando y mas con la vuelta de Becchio creo que podemos seguir asi

isa dijo...

Si ya de por sí, ganar es complicado con 10 más aún. Y vaya, que habéis puesto la directa y no quién os pare ;)

Saludos